vino natural

En minúsculas porque somos pequeños.

Un día me preguntaron, ¿esto es ‘vino natural’ o ‘vino sin sulfuroso’?, en inglés. pensé un momento, lo reconozco, porque me estaban pidiendo una definición, contesté con el corazón ‘natural wine’.

Porque lo es, cuando lo es, y si lo es. El vino natural tiene como condición provenir de uvas naturales, fermentadas por una, dos o tres mil bacterias iguales o diferentes que en ese momento estén ‘andando por ahí’. Producto de un cultivo natural, difícilmente tendremos bacterias si las matamos o espantamos; y cuando digo bacterias, digo levaduras también. Y además es el resultado de muchos años de experiencia y sapiencia, transmitidos durante generaciones de elaboradores en muchísimos sitios diferentes, con diferentes planteami3entos condiciones y resultados. Y todo eso es vino. O sea uva fermentada. En ésta evolución ha pasado de todo, unos se han hecho grandes, otros pequeños, se ha investigado, se ha tecnificado, digamos que el hombre ha avanzado. Se conocen hoy en día más cosas, parámetros, ha aumentado el comercio mundial, se ha magnificado el márquetig y los medios de comunicación, también necesitamos más para vivir, hemos aumentado el consumo de lo que sea, también para hacer vino, el mejor producto año a año, siempre. Eso es ‘relativamente’ natural, y a las pruebas me remito, simplemente la mayoría de nosotros tiene suficiente con asomarse a la ventana. Y eso está bien. Eso tiene que ocurrir, da muchos puestos de trabajo si me apuran. Y no he oído a nadie decir nada en contra de que este mundo exista como és. El vino ha ocupado sus sitio en este mundo ‘relativamente’ natural creado por nosostros.

Aquí viene la contradicción, ¿puede el hombre crear algo natural?, como estamos donde estamos, pondremos el ejemplo, el vino.

La respuesta es obvia, ‘el hombre no crea el vino’. Para obtener vino natural es necesario que se deje trabajar a la naturaleza. Sólo así, y así. Es entonces cuando el agua que llovió, la que había en la tierra, y la que pasaba por allí puede ser absorbida(bombeada por presión osmótica) desde el fondo de la tierra, por una planta, que no debe estar enferma, para ser ‘depositada’ en la uva, con minerales a,b,c, con otras ‘cosillas’ que no tengo claro qué son, y con azúcar procedente de la respiración de esa planta. Puede un hombre con conciencia recoger ese agua, que sería la primera que bebería la semilla, dejar y ayudar a que fermente, almacenarlo en depósitos y botellas para simplemente beber aquello que por mucho que se loe nunca se acaba de loar. Porque el vino es vino zumo de uva fermentada, y el vino natural es zumo de uva natural (agua-85%, minerales, cosas y azúcar-15% aproximadamente-como nuestro cuerpo) fermentada.

Y allá los americanos e ingleses que nos adelantan y llevan un tiempo discutiendo sobre el comcepto, ésto y aquello y si éste ha dicho y si el otro, Y QUÉ MÁS DA???. Si al final el vino, ese agua habla y hablará. Y se sabrá si tenía algo más, algo que no estaba en la tierra, algo más que le echamos para aumentar el precio, para corregir un fallo o para acrecentar la vanidad de alguien.

Una anécdota, probando un vino con un amigo, uno que lo ha vivido y bebido desde siempre, criado en tierra de vino, todo es más simple. Un vino que esaba muy bueno, muy frutoso, y tal (digamos que podría ser un prototipo de vino industrial), al día siguiente: CABEZÓN (y si fuera que no-tampoco pasaba nada), y el chico sufrió tanto después como se divirtió antes. Cuidado, no todos los vinos industrales son cabezones, y aún así, más simple, por qué no ponemos en la etiqueta lo que lleva, ¿Por qué no podemos poner la cantidad de sulfuroso total en la etiqueta?. ¿Por qué no ponemos TODOS los ingredientes en la etiqueta? Y eso es así, cada uno tiene su mayor o menor tolerancia a todas las cosas. Ante todo, respeto, el mercado está lleno de productos, cada uno defiende y defenderá lo suyo, no se trata de atacar a nadie, pero hay hechos constatables. Nunca podré decir que todos los vinos naturales me gusten, ni siquiera que todos sean buenos, ni podré decir lo mismo del resto de los vinos. De todo hay y de todo debe haber, pero yo no he encontrado mejor forma de respetar mi tierra, de buscar mi terroir que dejando a la naturaleza que haga lo que sabe. Yo, como mucho, acompaño, y si puedo, ayudo. De ahí a decir que existe un movimiento, que esto es una revolución, que tal y cual, hay un buen trecho. Todos los que yo conozco, como tantos otros, están absolutamente dedicados a la tierra.

Y que yo sepa, a nadie se le ha puesto una pistola en la boca para que beba una cosa u otra u las dos u las tres…qué más da!!!.

Beber, abrir botellas y disfrutar.

Y aquí tenéis una aproximación de todo ésto, es un chico de Canadà el que lo escribe:

http://palatepress.com/2010/10/natural-wine-on-a-practical-note%E2%80%A6/

Salut.

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

%d personas les gusta esto: