creo que merece la pena…

Estas no son palabras inútiles, de Benoît…

El vino natural, es ante todo una filosofía. Es una forma de generosidad, una propuesta hedonista y un punto de vista absolutamente libertario. Es también un compromiso hacia un estilo de vida. En España, el vino natural es un “objeto” muy nuevo, pero la observación de su evolución en otros países nos enseña como será su evolución, como podrá ser su evolución aquí. Ya tenemos tres ferias organizadas en Barcelona. En la primera, Naturala Vinis 1, vinieron… tres profesionales, que yo recuerde, Roger Viusa (del Moo), Isabelle Brunet (MonVinic) y un sommelier de Cal Xim. En la feria del Convento Sant Augusti, vinieron… dos profesionales. Isabelle Brunet, Rafa Peña y Mireia del restaurante Gresca. Por fin, Naturala Vinis 2, vinieron… 0 profesionales. Eso nos dice todo el interés que tiene el mundo profesional hacia los vinos que defendemos. (Si hubiéramos organizado una cata de L’Ermita, creo que el resultado hubiera sido diferente). Pero el publico, la gente que no suele ser aficionada al mundo del vino, la gente que consume si que responde, y cada vez más. Es hacia estas personas que tenemos que dirigir todos nuestros esfuerzos, porque son ellos que se desplazan, compran, entienden y BEBEN los vinos en los que creemos. Como prueba, Joan Ramon Escoda fue invitado a hacer una cata de vinos provenientes de la agricultura biodinámica y elaborados sin sulfuroso, por un grupo de sommeliers de estos un poco pijos, la respuesta fue que todos los vinos naturales presentados, TODOS tenían defectos.
Nosotros no nos vamos a arrodillar delante de estos profesionales, no vamos tenderles más la mano. Si hoy en día nos ignoran, dentro de 10 años correrán detrás nuestro. Enfoquemos nuestros esfuerzos hacia estos que nos respetan y que ya nos responden. Sigamos organizando ferias que sean también fiestas, no separemos el mundo profesional de los consumidores, no creemos castas, algunos sommeliers nos alcanzaran, la mayor parte no nos entenderá nunca, es así.
El camino será largo, pero es esta coherencia que ya nos está abriendo las puertas del éxito!

Bueno, me dejo de palabras inútiles…

Salud!

 

salut a todos….lo véis cómo no son palabras inútiles!!!!

 

3 comentarios

  1. Así me gusta.
    Saludos

  2. Laureano, es una pena, pero llevas razón. Mejor dejar que el público, que simplemente sabe lo que le gusta y lo que no le gusta, decida. Y que no vengan los “tecnicos” a decirnos lo que tenemos que beber. Cuando el público empiece a demandar cada vez mas estos vinos, entonces vendrán los profesionales a pedirlos.

  3. Seguro que los sumilleres también tendrían defectos.

    Esto de los defectos es el gran camelo y la pena es que el aficionado cree que para saber de vinos hay que hablar de defectos, de lo que alguien ha dicho que son defectos convirtiendo la subjetividad interesada en ley absoluta.
    ¿Es defectuoso un vino con 1 de volatil pero no con 120 de SO2??? ¿Es defectuoso con un tanino duro (natural) pero no con sabor a leche de malolactica química???

    Leed aquí, catas que dan jaqueca:

    http://www.diariosur.es/20091207/marbella/mercedes-morales-premio-mejor-20091207.html

    ¿Y eso no es un defecto?😀

    Hay una realidad demoledora que es el descenso del consumo del vino, así que tanta modernidad y sabiduría no debe haber servido de mucho.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: